jueves, 29 de marzo de 2012

orbitando en león

mañana viernes 30 de marzo presentamos en león el libro órbita cementerio. intervendrá el poeta y miembro del club leteo rafael saravia. la cita, convocada por la Fundación Ateneo Cultural CCOO Castilla y León será a las 20 h en la librería alejandría (c/fajeros, 2)

sábado, 24 de marzo de 2012

juego de niños

Foto: Nick Ut

Foto: María Ángeles Sánchez

tenían como una lepra la infancia devorándoles el pecho
clarice lispector

niño-roca, busca las siete diferencias. Parece un juego siniestro pero por más que miro, yo no consigo verlas. Son otro paisaje, es cierto: Cali, un pueblo desvencijado en Colombia en una, y Vietnam, detrás de la cortina roja en otra. Pero delante, delante de todos ellos, un paisaje en común. Los niños. Niños que llegan y huyen de la humanidad descalzos y frágiles. Niños con un mismo paisaje detrás. Con alegrías desdentadas en sus adelantados ojos. Feliz(i)edad a flor de piel. Ojos que muelen y demuelen sus manos. Manos que sujetan muñecas invisibles, y de serlo -visibles, quiero decir-, estarían amputadas, como la recortada vida de sus bocas. Bocas con alfabetos a los que les faltan letras, pero a los que ya les han arrancado la palabra “muerte”. Muerte que trae aún más muerte, dando nacimiento a un siniestro bucle.

niño-bucle busca las siete diferencias Yo no consigo verlas con ojos. Sé que no son los pájaros los que abandonan continentes, son sus ojos. Y yo no veo nada con ojos. En una, niños incólumes posiblemente alquilados, vendidos, maltratados junto a sus desaparecidas madres y que conviven resignados con ese bicho asqueroso que es la pena. En la otra, el dramatismo en el movimiento de unos brazos. Solo unas manos sucias de calle que llevarse a la boca. Manos, brazos y ojos que son conscientes del dolor y huyen huyen y huyen. Me pregunto si aquellos que conviven con la pena de la pobreza y el abandono y el maltrato, no huyeron ya hace tiempo topándose con otro juego aún más siniestro, el reflejo de ellos mismos. Niños huérfanos cuyo futuro avanza entre latas y cartón o cadáveres y armas. Probablemente, digo solo probablemente no habrá ni una sola mañana-mamá mañana-mamá será haber sido niño-mercurio.

Ojalá fuéramos solo niños, niños de incólumes almas… niños que preparen el campo para desentrenar a los soldados de sus particulares guerras. Niños que inventen nuevas cornisas para deambular por los abismos pero no morir en ellos. Afuera, el mundo. El otro mundo. A tan solo un paso. niño-mundo.

*la primera fotografía es la famosa La niña de Vietnam (kim Puch) del fotógrafo Nick Ut, y la segunda de abajo, a mis ojos una especie de similitud con el hoy, de la periodista y fotógrafa María Ángeles Sánchez, cuyas fotografías son hoy hermosos testimonios del ayer. toda una trayectoria a tener en cuenta.

dejo un video con un trabajo fotográfico de María Ángeles Sánchez y que tomo prestado de su página. se titula Cali, por la vida....
todas las fotografías son de su propiedad.

jueves, 22 de marzo de 2012

viernes, 16 de marzo de 2012

sociedad galga

hoy transcribo estos hermosísimos y decadentes versos de la mano firme que desciende del latido firme de la tráquea. garganta alta que desciende de la voz conocedora y honda que desciende del cuerpo-éter de la siempre descendiente y por ello visionaria maría antonia ortega,… para mí-que tuve la suerte no solo de escuchar llena de fe su religión, sino compartir con ella espacios comunes, son una clara y poética visión de la sociedad actual. porque la poesía de maría antonia es rabiosamente actual. y es tan honda la actualidad... así que sentir en su viva voz, en su agua viva, en su tildado y descalzado timbre este poema, a mí me sueña a subirme a todos los árboles del mundo para liberar aquellos fósiles de galgos estrangulados que perdieron la carrera de la vida.

*Entré en un local de apuestas. En una carrera de galgos siempre ganaba el mismo, uno que llevaba una manta amarilla, y que corría más que los demás porque era más fuerte, porque era más grande que ellos; y tenía las extremidades más largas.
¡Y todavía algunos jugadores fingían asombrarse!
Pero yo me pregunto., si siempre va a ganar el mismo, ¿ por qué obligan a los demás a medirse con él?
¿Por qué me identifico cada vez más con la naturaleza?
Porque me aproxima a la muerte, y a su silencio lleno de elocuencia.
Y a través de la muerte es como el hombre regresa a la naturaleza.
El discurso social es la mentira en la que más se cree.
La poesía es la verdad que parece mentira [...] [
maría antonia ortega]

efectivamente la vida es una cuadra de apuestas. sus habitantes, a veces peces, son lanzados a esa escuadra como galgos que compiten en una competición donde siempre gana el mismo  con un público que finge sorprenderse. la propia sociedad nos obliga a nosotros mismos a medirnos con los más altos y los más fuertes, los asentidos también y seríamos capaces de colgar a nuestro galgo hermano del árbol alto…. es más, el perdedor yace alto y eterno en ese árbol-bosque. creo en la soledad sobre todas las cosas [maría antonia ortega]. pero como ya dijo leonardo da vinci, llegará el día en que el hombre comprenda el alma de las bestias, entonces matar un animal será un delito tan grave como asesinar a un ser humano.
ya hace mucho que llegó ese día solo que seguimos sin verlo. solo la piedad y la propia naturaleza nos salvará del despiadado y depedazado mundo competitivo. qué altos y solos están los galgos perdidos...

*extracto de poema de inminente publicación en revista literaria (maría antonia ortega 2012)

recuerdo de aquel encuentro. a maría antonia además de leerla en silencio hay que escucharla en silencio.

María Antonia Ortega y Nuria Ruiz de Viñaspre

lunes, 12 de marzo de 2012

experimento sociológico: palabras y silencios en el teatro real

yo no tengo ideas, solo tengo palabras y silencios [marguerite duras]


c(h)oeurs, un proyecto del coreógrafo alain platel

uno desea pertenecer al grupo pero teme perder su personalidad dentro de él. la masa puede ponerse en contra tuya [alain platel]

el coro es a la sociedad como el corazón del bailarín es a la individualidad. coros contra corazones. masa contra individuos. ideas enfrentadas. pero a pesar de esta correspondencia de conjuntos, el viernes en el pre-estreno de aquel conmovedor e innovador c(h)oeurs del teatro real, fui testigo de un hermosísimo trabajo humano de unidad, de una unión entre coro (sociedad) y bailarines (corazones goyescos convulsionados e individuales) sin perder un ápice la personalidad de cada ser. coro y corazón unidos en aras de la humanidad. coeur + chorus enfrentados. cuerpos rotos en busca de una masa que sujete la verticalidad perdida de cada individuo. manos rojas corazones blancos, manos blancas corazones rojos... música y movimiento desde el sentimiento nacionalista verdiano y wagneriano, pero sin perder ese carácter indiviual e intransferible que viaja con cada persona. corazones y coros. palabras y silencios. italias y alemanias, el mundo en masa enfrentado a la soledad del mundo. la política y el hambre. la democracia de marguerite duras: como el punto de inflexión en el que se pasa de ser individuo a ser persona, e integrarse en los mecanismos sociales y la democracia del envejecimiento y posterior muerte. el mundo dentro del mundo. lo personal unido a la política. el ser humano de lo uno interactuando con el ser humano de lo otro. la danza coreografiándose con la voz y siempre viceversa. el globo terráqueo de marguerite duras en el cerebro -magistral globo terráqueo- de alain platel, sentencias como margaritas duras -de dureza no de duras- como que la democracia es compartir con siete mil millones de personas el fin del mundo. los indignados de hessel. el fatalismo en unas imágenes apocalípticas llenas de humanidad y de unidad. el hombre por y para el hombre. tensiones entre el individuo y su masa. un revolucionario verdi junto a un revolucionario wagner en un revolucionario espacio. el ataque directo de marguerite duras a aquel simplismo que mantenía que una mujer de limpieza es una mujer de limpieza...



sentencias schlegel en solo es un caos aquella confusión de la cual puede surgir un mundo. un caos reorganizado con maestría máspera de la mano de andrés máspero en un escenario real. bailarines tensionados como el tensionado mundo al son de las voces de un coro que se estrena en el real, no solo con voz sino con cuerpo también. cuerpos contra cuerpos. y qué bien tener cuerpo además de voz. una bella historia de unión. cruces de caminos.


soy un ser privilegiado, no hay duda. soy un ser privilegiado no solo por estar viva sino por vivir experiencias transcendentes y profundamente emotivas a mis ojos… para una amante de la música clásica como yo, tener la oportunidad de haber asistido a un acto así, que confronta la individualidad contra la masa y bajo el telón de fondo de la música.... fue conmovedor.
c(h)oeurs es mucho más que una ópera, es un homenaje a la especie humana. un experimento –a mi modo de ver- sociológico, psicológico, humano, demasiado humano (como diría nietzsche), un proyecto que sube al escenario del real la sociedad actual en al que vivimos con todas sus protestas, los indignados, los activistas de wall street. grecia, irlanda, siria, banqueros del mundo. un proyeto agotador, psíquicamente hablando. todo un pulso entre corazón y coro, entre la sociedad actual (la masa) y el individuo. un trabajo circular de y hacia las emociones, un espacio donde conviven en el mismo escenario los corazones de los bailarines y los corazones del coro…. pero es que todo parece tener corazón en el real.


hay que ir al teatro real (estarán en el real del 12 al 26 de marzo) a sentir en la piel este espectáculo, ya que, como diría marguerite duras, muy pronto en la vida es demasiado tarde.

en el libro vivir para contarla, gabriel garcía márquez decía: las mujeres son las que sostienen el mundo, mientras los hombres lo desordenamos con nuestra brutalidad histórica. y para mí la música es una mujer, no tengo la menor duda.

Andrés Máspero, director del Coro del Teatro Real

miércoles, 7 de marzo de 2012

este jueves en función lenguaje

mañana jueves, día de la mujer, en función lenguaje (doctor fourquet, 18, madrid), con la actriz y dramaturga Blanca Suñén leyendo poemas de Alfonsina Storni y María Antonia Ortega su propia obra. Participarán también Nuria Ruiz de Viñaspre, Ana Montojo Micó y Charo Gonzalez Casas. También habrá jazz, soul, bossa nova...


os esperamos

viernes, 2 de marzo de 2012

un hermoso proyecto contra la guerra...

...que traspasa toda línea fronteriza
mohsen emadi

*foto de marc riboud [el mundo]

Riboud estuvo en EEUU para fotografiar el ascenso a la presidencia de Barack Obama. "Es algo raro en la política ver un fenómeno de ese tipo. Y yo me dije, inconscientemente, que debía estar ahí". La reflexión de Riboud es similar a la que en 1967 le llevó a retratar a la 'Muchacha ofreciendo una flor a los soldados'.

© Marc Riboud. 'Muchacha ofreciendo una flor a los soldados'.

Washington, 1967. Un millón de personas se manifiestan contra la infame guerra de Vietnam. Al final de la jornada, cuando casi todos los reporteros se han marchado, Marc Riboud permanece alerta. Instinto. Su cámara capturó a la 'Muchacha ofreciendo una flor a los soldados', una imagen que daría la vuelta al mundo, como antes lo había hecho 'Pintor en la Torre Eiffel'.

© Marc Riboud